Blog AV
2015-12-14
¿Cómo crear una empresa familiar exitosa?


Las empresas familiares[1], muy criticadas en la actualidad, constituyen alrededor del 90% de las compañías constituidas en el Ecuador. El auge de las empresas familiares no es un fenómeno que solo responde a nuestra realidad económica, por el contrario, las empresas familiares son parte importante del núcleo de la economía a nivel mundial. Por ejemplo, el 60% de las empresas en la Unión Europea son familiares. En España, las empresas familiares contribuyen con el 70% del PIB y del empleo privado. Por su parte, en Estados Unidos, el 80% de las empresas son familiares, mismas que brindan el 50% de las plazas de empleo disponibles[2].


Una empresa es considerada como familiar no solo por el hecho que una familia controle la mayoría del paquete accionario, sino también, por quien ejerce su gobierno y por el hecho que la compañía tenga como objetivo estratégico una continuidad generacional.


En el Ecuador, por lo general, las empresas familiares toman la forma de compañías de responsabilidad limitada, las cuales se regulan por la Ley de Compañía y sus estatutos. Si bien es cierto, este tipo de compañías enfrentan varios problemas habituales de cualquier empresa, no hay que olvidar que existen problemas propios a este tipo de figura societaria, siendo las más comunes las siguientes:


  • Confundir la relación familiar con la relación laboral: Es muy común que, por la confianza que existe entre los miembros de la familia, y a veces, el compromiso familiar que se tiene, se llegue a contratar a un familiar que no esté capacitado para un puesto en concreto; o, que se creen nuevas plazas dentro de la compañía para que sean ocupados por algún miembro de la familia. 
  • Desigualdad de condiciones: En algunos casos, los miembros familiares obtienen mayores y mejores beneficios que otros empleados en razón de su relación familiar y no en sus capacidades y experiencia. 
  • Distintas inquietudes personales y profesionales: Por más estrecho que el vínculo sea entre los miembros de la familia, las personas tienen distintas expectativas de crecimiento, tanto en el plano personal como profesional. 
  • Creer en el proyecto: Puede existir divergencia de pensamientos o de expectativas profesionales. 
  • Participación de los cónyuges dentro de la sociedad: Este es uno de los mayores problemas que atraviesa una empresa familiar. Los miembros de la familia deberán aceptar, o no, que los cónyuges de los miembros de la familia participen en la toma de decisiones dentro de la empresa. 
  • La no participación de terceros en la gestión: Es importante, con el fin de que se cuente una visión distinta a la de la familia, sea parte del proyecto, pues este podrá visualizar desde fuera la operación de la empresa. 
  • Sucesión no planificada: Este es un punto crítico en toda empresa, pues al no haber alguien que releve a quien manejaba la operación, la compañía podría tener problemas. En este punto entra, la incompatibilidad del sucesor, rivalidades entre hermanos, etc. 
  • Resistencia al relevo: Se trata a la resistencia de los seniors a cesar con sus actividades y dar paso a un cambio generacional.

Como se ha podido observar, existen problemáticas particulares, distintas a las que podría suscitarse en una empresa común. Es por ello que, para poder mitigar de alguna forma las posibles contingencias que que puedan suceder en una compañía familiar, es recomendable regular este tipo de situaciones en los estatutos o implementando un decálogo[3]. Se aconseja que estos instrumentos contengan, al menos, provisiones en los siguientes temas:         


  • Mitigar los efectos de acontecimientos vitales que podrían afectar el funcionamiento de la empresa.- Entre estos encontramos, el nacimiento y disolución de vínculos matrimoniales, defunción de algunos de los administradores, tutela de hijos menores, incapacidad o enfermedad grave de algunos de los socios principales. Con el fin de mitigar estos riesgos, se podría regular el régimen económico matrimonial, regular la sucesión mortis causa, proteger menores de edad y discapacitados, prever incapacidad de familiares, realizar el protocolo familiar[4] o pactos familiares[5]. 
  • Reducir la carga fiscal del negocio, especialmente el impuesto a la herencia y las donaciones.- Esto se lo podría implementar a través del análisis de: (i) las operaciones realizadas; (ii) políticas de retribución más eficientes; (iii) mecanismos de tributación personal de sus socios; (iv) programas de transmisión del patrimonio; (v) estructuras societarias más convenientes; y, (vi) alternativas de ubicación y explotación de patrimonio inmobiliario.
  •  Evitar el abuso de la relación de confianza en la administración de la compañía.- Es recomendable que el administrador posea los conocimientos económicos, técnicos y jurídicos necesarios; así como, que se dedique únicamente a las tareas referentes a su cargo. Además, es útil que se designe un tercero que supervise el cumplimiento de las obligaciones contraídas por la empresa.
  • Seguir recomendaciones de buen gobierno corporativo.- Es necesario crear mecanismos de garantía para el buen funcionamiento de órganos de gobierno y gestión. Se debe ser transparente con las gestiones realizadas y a realizarse. Esto conlleva a la profesionalización de las personas encargadas, las cuales deberán cumplir con los objetivos marcados por el consejo familiar. 
  • Incorporar prácticas de responsabilidad social.- Para ellos se puede integrar las preocupaciones sociales en la estrategia de la compañía elaborar, dar publicidad de los códigos de ética y buena conducta, tener comunicación entre la familia y los órganos de gobierno o de administración. 
  • Regular el acceso de miembros de la familia a la sociedad.- Este es uno de los puntos más sensibles en una empresa familiar pues podría ocasionar conflictos familiares. Sin embargo, el vínculo familiar no debe ser un condicionante per se para su integración a la organización. Se aconseja definir los requisitos de formación y experiencia, definir políticas retributivas y contar con una comisión, independiente a la familia, de nombramientos y promoción de los miembros de la empresa.
  • Invertir en formación de accionistas/socios y familiares.- Este punto va concatenado con el anterior, pues la falta de inversión en la formación de socios y familiares, puede ocasionar que una persona ocupe un cargo para el cual no está capacitado. 
  • Contar con un sistema de resolución de conflictos alternativo.- Es necesario la empresa familiar cuente con un sistema de resolución de conflictos como la negociación, la mediación y el arbitraje. Esto deberá incluírselo dentro de los estatutos o protocolo de la empresa familiar.
  • Planificar fórmulas de financiación adecuadas.- Con esto, la empresa familiar puede financiarse a través de: capital riesgo[6], acceso a préstamos participativos[7], emisión de pasivos financieros, suscripción de contratos en cuentas en participación, estructuración de endeudamiento, etc.
  • Planificar la internacionalización de la empresa familiar.- Para ellos se recomienda gestionar la posible expansión internacional con criterios profesionales (asesores, análisis del entorno jurídico-económico del país de destino, desarrollo del marco contractual, evaluación de riesgos país, etc).

En conclusión, la empresa familiar es parte activa de la economía de un país. Por ello, es necesario que este tipo de empresa tenga un marco legal distintivo, pues como se ha visto, existen varios elementos que se deben tomar en consideración, los cuales son muy distintos en relación a otro tipo de figuras societarias. En todo caso, hasta que el legislador tenga presente que este tipo de empresas difiere de otras, es necesario que las empresas familiares se auto-regulen, creando los protocolos familiares, estatutos y decálogos.

Esta nota tiene fines académicos únicamente y no representa nuestra posición en casos específicos. Andrade Veloz 2015 ©


[1] Empresa familiar: “Es aquella que existen vínculos familiares entre quienes disponen del poder de control sobre las decisiones empresariales y la gestión del negocio, de forma que la unidad de dirección en el ejercicio de la actividad se asegura, precisamente, a través de esos vínculos. Definición obtenida en clases de la materia “La empresa familiar”, impartida en el Master de Empresas de la Universidad de Navarra por la Profesora Diana Rivera, Socia de la firma Cuatrecasas, Goncalves Pereira; 2015, Madrid-España.

 [2] Instituto de la Empresa Familiar. Empresa Familiar en España. Disponible en: http://www.iefamiliar.com/web/es/cifras_familia.html

[3] La implementación de reglas claras, hace que la empresa familiar pueda avanzar en el tiempo. La implementación de un decálogo es necesaria.

  1.   Regular las relaciones entre familia y patrimonio empresarial.
  2. Planificación tributaria de la empresa familiar y la familia empresaria.
  3. Ejercer el cargo de administrador de manera responsable.
  4. Adoptar recomendaciones para el buen gobierno corporativo.
  5. Incorporar prácticas de responsabilidad corporativa.
  6. Regular el acceso de miembros de la familia a la empresa.
  7. Invertir en formación de accionistas y familiares.
  8.  Implementar cláusulas de negociación, mediación y arbitraje como vías alternativas para la resolución de conflictos.
  9. Planificar fórmulas de financiación adecuadas.
  10. Planificar la internacionalización de la sociedad.

 El presente decálogo fue tomado de las notas obtenidas en clase de la materia “La empresa familiar”, impartida en el Master de Empresas de la Universidad de Navarra por la Profesora Diana Rivera, Socia de la firma Cuatrecasas, Goncalves Pereira; 2015, Madrid-España.

 [4] Protocolo familiar: “Constitución o estatuto familiar que contiene normas que pretenden clarificar de forma explícita la misión y los valores de la familiar empresaria, así como establecer las normas de interacción de la familia con la empresa y con el patrimonio familiar.” Notas obtenidas en clase de la materia “La empresa familiar”, impartida en el Master de Empresas de la Universidad de Navarra por la Profesora Diana Rivera, Socia de la firma Cuatrecasas, Goncalves Pereira; 2015, Madrid-España.

 [5] Para más información sobre pactos parasociales véase http://andradeveloz.com/blog.php?idio=esp&idSubCap=179.

 [6] Tipo de préstamo destinado a empresas que se caracteriza por la participación de la entidad prestamista en los beneficios de la empresa financiada, además del cobro, por regla general, de un interés fijo, siendo una fórmula de financiación intermedia entre el capital social y el préstamo a largo plazo. http://www.expansion.com/diccionario-economico/prestamo-participativo.html.

 [7] Tipo de préstamo destinado a empresas que se caracteriza por la participación de la entidad prestamista en los beneficios de la empresa financiada, además del cobro, por regla general, de un interés fijo, siendo una fórmula de financiación intermedia entre el capital social y el préstamo a largo plazo. http://www.expansion.com/diccionario-economico/prestamo-participativo.html. 

LA FIRMA

NUESTRO EQUIPO

BLOG AV

THINK TANK

INDUSTRIAS

ÁREAS DE PRÁCTICA

- Arbitraje y litigio complejo
- China Desk
- Competencia y regulación
- Corporativo y M&A (fusiones y adquisiciones)
- Minería

PUBLICACIONES

- Boletín Informativo
- Noticias de Competencia
- Noticias de Minería

CONTACTO

- Contáctenos
- Únete al equipo

eng

    

©2018 Andrade Veloz Abogados.
Todos los derechos reservados
©2018 Andrade Veloz Abogados
Todos los derechos reservados